Considerada una de las 28 ciudades más lindas del mundo, concentra los nuevos desarrollos en las zonas de Luján, Maipú, Godoy Cruz, Guaymallén y Las Heras; los precios, desde $ 5300 por metro cuadrado.

Mendoza tiene talentos únicos. Una geografía sorprendente, un clima variado, un gran desarrollo industrial y el compromiso colectivo de sus habitantes de hacer de su ciudad un lugar especial. Todo eso es, sin duda, lo que la llevó a ser considerada como una de las 28 ciudades más lindas del mundo, según la votación internacional que busca nombrar la urbe más atractiva del planeta (todavía se puede votar en la Web cities.new7wonders.com ).

Pero pese a estos aspectos diferenciales, el mercado inmobiliario en la ciudad está en plano inclinado: “Desde la implementación de las restricciones cambiarias a fines de 2011, la situación se fue agravando paulatinamente por la incertidumbre y desconfianza de muchos potenciales inversores que no avizoran un panorama económico claro para los próximos dos años”, afirmó Santiago Debé, director de la firma homónima y presidente del Colegio de Corredores Inmobiliarios de la provincia de Mendoza (Ccpim).

“Actualmente, lo que sobran son trabas, dudas y especulación en lo que hace a la compra y venta de lotes y propiedades, mientras que la demanda se ha volcado en un gran porcentaje al alquiler, que está funcionando a toda máquina, pero con alzas muy desmedidas en los cánones debido a la inflación y la gran demanda”, comentó el responsable de la inmobiliaria Cocucci, Pablo Cocucci.

Foto: Corbis

Así, las zonas aledañas son receptoras de los desarrollos inmobiliarios, como el Gran Mendoza, Godoy Cruz, Guaymallén, Maipú, Las Heras y Luján. “Se relega la ciudad porque hay poco lugar para crecer y carece de una política de planificación urbana. Las inversiones se notan en la construcción de edificios y barrios para vivienda, hipermercados o centros comerciales y galpones, o establecimientos industriales; en menor medida, oficinas”, amplió Cocucci.

En esta misma línea, Rubén Lombardo, director de Desarrollos Inmobiliarios, dijo que en 2013, el desempeño de la industria de la construcción en la provincia, en cuanto a emprendimientos inmobiliarios, ha sido moderado: “No difiere de lo que sucede en el resto del país. Pero sí observamos un importante nivel de actividad en el desarrollo de proyectos de barrios privados y la construcción de viviendas familiares, como sucede en el emprendimiento de la firma Palmares Valley, en la zona de Palmares”, agregó Lombardo.

Por otra parte, los brokers aseguran que en esta ciudad, los desarrollos sismo-resistentes (con mayor profundidad de sus cimientos y que ofrecen un poco más de altura) reflejan un impacto en el valor del metro cuadrado, porque la obra requiere mayor cantidad de hierro, losas, columnas y concreto, y estos costos de construcción se reflejan en amenities sencillos o la falta de éstos y terminaciones económicas.

Agregan que la infraestructura de servicios no acompaña y se presenta, por falta de inversión, desfasada respecto de los desarrollos inmobiliarios. “Es el déficit básico que no permite un crecimiento ordenado, a lo que se le suma la carencia de agua. Nuestros antecesores, los huarpes, en el medio desértico se las arreglaban mejor que esta civilización tecnológicamente avanzada”, comentó Lombardo.

Existe una demanda actual de departamentos de uno o dos ambientes con cochera y seguridad, a los que se suman los barrios cerrados.

Por otra parte, en los últimos años se implementó la construcción de emprendimientos de propiedad horizontal por el sistema de fideicomisos al costo. “Este es un mercado pesificado en los estratos inferiores, cuyos valores alcanzan los 700.000 pesos. De manera progresiva y ante un valor superior se pretenden dólares, y es entonces cuando se traban las operaciones por la diferencia que existe entre el dólar oficial y el blue, que casi imposibilita los acuerdos. El Cedin no tuvo existencia visible en Mendoza”, aportó el presidente del Ccpim.

Usualmente en las zonas urbanas invierten los mendocinos, y en las localidades de la llamada Ruta del Vino, quienes adquieren una parcela edifican una vivienda, levantan un emprendimiento ligado a la industria del vino, como hospedajes, restaurantes y demás. “Los inversores extranjeros están desde 2004, pero se están yendo. Y esto sucede por el imperio del nuevo invento : la ley de tierras rurales, que prácticamente imposibilita este tipo de inversiones a extranjeros”, aclaró Cocucci.

Mendoza, camino obligado de las exportaciones hacia Asia por el Pacífico, faro de la industria vitivinícola mundial y con paisajes cordilleranos y pistas de esquí muy buscados, muestra un mercado inmobiliario que “al cierre de 2013 y salvo que existan cambios sustanciales, aplicándose medidas para disminuir la inflación y de ir revirtiendo paulatinamente las restricciones al dólar, no prevé variantes”, detalló Debé.

Finalmente, en la rueda del comercio dicen que siempre hay que mantener el optimismo: “Somos optimistas y entendemos que la inversión, en cualquier tipo de desarrollo, es la alternativa más segura para proteger el capital de la inflación y de los avatares de la economía. De surgir tasas de interés adecuadas, financiación a largo plazo y mayor confianza, seguramente vamos a tener un buen nivel de actividad”, concluyó Lombardo.

Valor promedio en pesos del m2

  • Para la venta: edificio con terminaciones medias, entre $ 5300 y 6000. Unidad a estrenar (según terminaciones y características) sin cochera, entre $ 12.000 y 14.000. Lotes, desde $ 500/m2.
  • Valor promedio del alquiler: departamento de dos ambientes, sin cochera, entre $ 2000 y 2300 mensuales, como locación inicial.

Por Patricia Osuna Gutiérrez, Sábado 09 de noviembre de 2013
para el suplemento Propiedades & Countries del diario LA NACION

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Etiquetas:  

1 Response » to “Mendoza: la joya del Oeste”

  1. ¡Buenas noches!.Me gustaría dar un enorme aprobado por la gran información que tenemos aquí en este sitio . Voy a volver muy pronto a divertime con esta web.